lunes, 3 de agosto de 2009

MICHEL VIAL, CAZADOR DE IMÁGENES CAUTIVADO POR CHIAPAS

Retrata el acontecer urbano.
“Atrapar lo bello, la belleza del ser humano”, es para Michel Vial, talentoso fotógrafo avecindado en San Cristóbal de Las Casas, uno de los motivos que le ordenaron hacer una pausa en su andar por el planeta en la búsqueda de imágenes que guarda a través de su cámara.

En palabras del propio Vial, el se define como un “cazador de imágenes”, “soy un observador de paredes, de la luz” y mencionó su afición de registrar extractos de l paisaje urbano “trabajo mucho con las paredes, que sean graffitti, una pintura que haga una interacción urbana interesante, que sea un choque de culturas, algo estético; cazar una foto es una meta”, señaló.

En ese mismo sentido de retratar el acontecer cotidiano, Michel habló sobre la decisión personal de omitir en sus fotografías los escenarios que denoten dolor, sufrimiento, pobreza extrema, “me prohibí algunas cosas de violencia, cosas muy duras, como un anciano que busca comer de un basurero”, y criticó a quienes más allá de informar o denunciar, lo hacen para lucrar con la miseria del ser humano.

Mientras detalla algunos marcos para su próxima exposición en Tuxtla Gutiérrez, Miche Vial platicó que parte importante en la captura de imágenes se encuentra en la actitud con la que el fotógrafo se desenvuelve, “tienes que estar muy tranquilo, abrir tus chacras, estar al ritmo de la calle, al ritmo de la gente y sentir donde esta la chispa, la cosita diferente que los demás no ven”, en referencia a los hallazgos, que aunado a las cuestiones técnicas de equilibrio y composición hacen que una fotografía logre perpetuar un instante.

Sobre su contacto con San Cristóbal, señaló que además de agradarle el clima de montaña y el ambiente, uno de los factores que le sorprende es la luz natural, “es rara, a las cuatro o cinco de la tarde es una belleza”, e informó que por igual ha visitado el D.F., Veracruz, Oaxaca, Michoacán, Tijuana y calificó a México como un país para fotógrafos por el amplio abanico visual que ofrece.

Finalmente agregó que su trabajo es bien aceptado, tanto en su galería como en el contacto con la gente que es retratada, “dicen que en Chiapas el mundo indígena no acepta la foto, y eso es un poco falso, si uno entra bien en contacto, hay confianza, te permiten…”, puntualizó.

1 comentario:

★PIPA★ dijo...

Caballero, me maravilla su trabajo y hasta mis manos ha llegado una hermosa foto tomada por usted, con su firma en una esquina.

de donde vienen esas ideas suculentas que se posan en nuestras mentes?